La movilidad sostenible del futuro en manos de dos universitarias

  • Jueves, 20 Diciembre 2018

Sonia SainzSonia Sainz.La movilidad sostenible del futuro pasa indudablemente por la reducción de emisiones a la atmósfera. Por un lado, disminuyendo el peso de las piezas para que el vehículo consuma menos combustible. Si además cargamos las baterías de los coches eléctricos con energías renovables, el círculo de la sostenibilidad se cierra. Por ese camino avanzan las revolucionarias ideas de dos universitarias, que consiguieron recientemente sendos premios al mejor trabajo de fin de carrera en la sexta edición de los premios de movilidad sostenible y accesible que otorgan la Fundación Renault para la Movilidad Sostenible y el Club de Excelencia en Sostenibilidad con el apoyo de la Fundación Biodiversidad.

El premio de fin de carrera o máster de mujeres universitarias, relacionado con la movilidad sostenible, ha sido una novedad en esta edición. Y un acierto, a juzgar por la calidad de los proyectos ganadores. Sonia Sainz, graduada en Ingeniería Eléctrica por la Universidad de Cádiz, ganó el premio de fin de carrera con el diseño de un sistema de recarga óptima para vehículos eléctricos basada en el uso de energías renovables.

El trabajo de Sainz abarcaba el diseño y la simulación de un sistema que plantea cómo recargar un vehículo eléctrico de la forma más eficiente posible. Con ese fin, ha creado un sistema de gestión de energía capaz de decidir en cada momento qué fuente de energía utilizar para la recarga, desde eólica y solar hasta la de la red eléctrica convencional o la almacenada en baterías.

Innovación y eficiencia energética

Irene Beisti 1Irene Beisti.Por su parte, Irene Beisti, ingeniera industrial e investigadora en la Universidad Pública de Navarra, ganó el premio fin de máster con su estudio y simulación térmica de un proceso de inyección a alta presión de aluminio, con el objetivo de disminuir el peso de los componentes del automóvil y reducir, en consecuencia, el consumo y la contaminación que producen los vehículos.

Su objetivo era incorporar un nuevo material a las piezas de los automóviles para mejorar sus propiedades y reducir su peso. “Esto conlleva un estudio del material y del proceso de fabricación para conocer cómo se comporta el mismo”, explica. “Con la reducción del peso de la pieza en un 52%, se puede llegar a reducir significativamente el consumo y, por tanto, las emisiones de NOx y CO2 de los vehículos”.

Para Sainz, el premio ha valorado su esfuerzo en “una investigación, un desarrollo de los conocimientos y mucho tiempo invertido para su correcto funcionamiento y para que no sea un trabajo cualquiera”. No menos importante ha sido para Beisti, pues no sólo ha impulsado el final de su máster en Ingeniería Industrial sino que le ha servido para iniciarse en el mundo de la investigación, “un mundo difícil pero apasionante para mí”.

Dos ingenieras con futuro

Irene Beisti 2Las propuestas de las dos ingenieras no caerán en saco roto. De momento, ambas prevén seguir trabajando en ellas. “Por supuesto, me gustaría tener la oportunidad de seguir investigando en esta línea de trabajo”, asegura Sainz. “Creo que el futuro reside en los vehículos eléctricos, sobre todo si, como propone mi trabajo, se utiliza energía renovable para la recarga, cuidando a su vez el medio ambiente”.

“Voy a realizar una tesis doctoral para continuar el estudio de nuevos materiales y procesos de fabricación para mejorar las propiedades de la pieza”, afirma Beisti, que ya tiene un contrato para trabajar en esta línea de investigación.

Sainz y Beisti recibieron sendos cheques de 3.000 euros, a los que se sumaron otros 2.000 euros para los departamentos de sus respectivos tutores, destinados a la compra de material pedagógico o de investigación. Además, la Fundación Renault les ha invitado a postularse para conseguir una beca para un programa máster en Francia.

Las dos jóvenes universitarias se han convertido ya en un referente para las jóvenes que se plantean si su futuro puede estar en las disciplinas STEAM o en el mundo del motor, dos ámbitos tradicionalmente masculinos que la realidad está tiñendo de color rosa.


¿Te ha parecido interesante este contenido? ¡Descubre el resto de Women at Motor by Womenalia!

volver inicio Motor