Las mujeres son más pragmáticas al hacer transacciones

  • Martes, 18 Diciembre 2018

01 191118 diversidad- Un 5% de las empresas lideradas por hombres creen que podrán logran superar el 15% del crecimiento anual de la empresa, mientras que un 30% de las empresas lideradas por mujeres creen que crecerán un 15%.

- Es curioso que más del 50% de las empresas lideradas por mujeres no tienen la posibilidad de financiación externa, sin embargo, solo un 30% de las empresas lideradas por hombres no tienen esa posibilidad.

Las mujeres empresarias, a pesar de marcarse márgenes anuales muy ambiciosos, encuentran muchas más dificultades que los hombres para tener acceso a financiación, según nos muestra el informe "Is the x chromosome the x factor for business leadership?" de EY. Este estudio se ha realizado con las opiniones de cerca de 3.000 consejeros delegados (CEOs) femeninos y masculinos de diferentes compañías de mediana capitalización de todo el mundo. Este estudio examina el papel de las mujeres al frente de las organizaciones empresariales.

Según el informe de EY, el 30% de las empresas lideradas por mujeres tiene un objetivo de crecimiento para el próximo año de más del 15%, en comparación con el 5% de las empresas lideradas por hombres, a pesar de que el 52% de la muestra femenina afirma que no tiene posibilidad de financiación externa. En contraposición, solo un 30% de las empresas lideradas por hombres tienen esta problemática.

Por esta razón, el número de mujeres que piensa que la financiación es el factor principal para que prospere una empresa es prácticamente tres veces superior que el de los hombres (el 17% frente al 6%). Por ello, el 11% de los hombres encuestados frente al 17% de la muestra femenina cree que tanto el coste como la disponibilidad de financiarse en los mercados son la principal barrera para el crecimiento.

"Estamos comprobando cómo la entrada de las mujeres en puestos directivos se traduce en un incremento de la cuota de mercado y de los beneficios del negocio, al apostar por planes de crecimiento más ambiciosos y a más largo plazo. Sin embargo, pese a estos datos y a que la desigualdad de género en cargos de responsabilidad se ha reducido, sigue existiendo una gran brecha en este sentido, alimentada por numerosas barreras y retos para las mujeres que impiden la igualdad real de oportunidades. Queda un largo camino que tendremos que recorrer, trabajando conjuntamente empresas e instituciones públicas para corregir este escenario", asegura Hildur Eir Jónsdóttir, Socia de EY Responsable del Programa de Directivas y Consejeras de la Firma.

Como podemos ver en otro estudio realizado de manera conjunta entre EY y Peterson Institute for International Economics, actualmente dos de cada tres compañías globales cuentan con genero femenino en su Consejo de Administración y en cargos directivos, sin embargo, si el estudio se hace únicamente sobre los puestos de dirección más del 50% de las organizaciones multinacionales no cuentan con ninguna mujer en dichos cargos ejecutivos (C-Suite), "lo que se explica porque hoy en día la apuesta por la igualdad en los altos cargos se circunscribe especialmente a la representación femenina en el Consejo" –explica Hildur Eir Jónsdóttir-. "De hecho, el reto está en aumentar el peso de la mujer en los puestos ejecutivos de alta dirección de las compañías", concluye.

Según el informe, las empresas lideradas por mujeres cuentan con un número mayor de mujeres profesionales en sus equipos, un 41%, porcentaje que disminuye al 22% en el caso de las compañías lideradas por hombres.

Podemos observar también, que el 32% de las organizaciones dirigidas por mujeres son compañías familiares. Esto nos hace deducir que las empresas familiares son uno de los lugares ideales para fomentar el liderazgo y el talento femenino.

El consumo como motor de crecimiento

Las mujeres directivas tienen como estrategia principal para la búsqueda de cuota de mercado los proyectos que se centran en la experiencia de los consumidores. Es llamativo que el porcentaje de mujeres que cree que la demanda de los consumidores es la principal guía de la innovación duplica al de los hombres (el 34% frente al 16%). En lo que sí están de acuerdo tanto hombres como mujeres, es que mejorar la experiencia de los consumidores es el objetivo principal de sus inversiones en tecnología (según el 26% de la muestra femenina y el 25% de la masculina).

Por otra parte, las compañías con liderazgo masculino consideran los cambios demográficos como el problema fundamental para el desarrollo del negocio (33% frente a 18%). Sin embargo, el 36% de las compañías dirigidas por mujeres califica la digitalización como el principal desafío que perjudica a las empresas (frente al 14% de las lideradas por hombres).

A la hora de contratar y atraer talento, las compañías dirigidas por mujeres se centran en encontrar profesionales con determinadas habilidades y conocimientos técnicos (24%, frente al 6% de las empresas lideradas por hombres); con una cultura y valores que encajen con la compañía (20%, en comparación con el 13% de las organizaciones gestionadas por hombres) y aptitudes de liderazgo (16%, el doble que las corporaciones dirigidas por hombres). En contraposición, las empresas lideradas por hombres se centran más en la diversidad (42%, frente a 17% de las lideradas por mujeres) y en seleccionar profesionales con capacidad de trabajar en equipo (19%, un 7% por encima de las compañías encabezadas por mujeres).


¿Te ha parecido interesante este contenido? ¡Descubre el resto de Women at Technology!

boton inicio