SmartCities: un mundo interconectado

  • Martes, 23 Junio 2015
wat-ecommerce-smart-city

Las estrategias de Smart City y el Internet de las cosas persiguen aprovechar todo el potencial de Internet para conectar objetos, dispositivos y servicios consiguiendo establecer entornos más productivos, sostenibles y eficientes.

BMW Guggenheim Lab de Berlín ha definido una  Smart City como un espacio de aproximación más eficiente a los procesos en los que intervienen los  ciudadanos, una mejora de las condiciones de vida de sus habitantes y un impulso para el crecimiento de la economía local.

Según su ranking las 10 ciudades más inteligentes de Europa son:

  • Copenhague
  • Estocolmo
  • Amsterdam.
  • Viena.
  • Paris.
  • Berlin.
  • London.
  • Barcelona.
  • Munich.
  • Frankfurt

En general la 'Smart City' es la ciudad optimizada con tecnología, aplicada más allá de los usos habituales y estandarizados, (alumbrado/ señalítica viaria) para llegar al control de servicios más avanzados. Tomando como origen la domotización persigue interconectar y monitorizar todos los servicios públicos de cara a la gestión central y la optimización de recursos.

Para Joaquín Chacón, Consejero Delegado de Albufera Energy Storage y pionero en nuestro país en el desarrollo de procesos para la creación de ciudades inteligentes, el objetivo  principal es crear ciudades más habitables para las personas.

¿Por qué surgen las Smart Cities? Según las estadísticas demográficas, el 70% de la población mundial vivirá en ciudades hacia el año 2050, una tendencia que se incrementará en el futuro. Por otro lado, el modelo urbano actual no tiene en cuenta, de manera general, el bienestar del ciudadano, sin embargo, las nuevas necesidades obligan a dar un giro definitivo a esta manera de gestionar los grandes núcleos urbanos. El toque de atención que ha supuesto el nivel de contaminación en muchas ciudades ha conseguido también acelerar el proceso de puesta en marcha de iniciativas enmarcadas en el diseño de ciudades inteligentes. En este sentido la inclusión de vehículos eléctricos constituyen uno de los ejemplos más visibles de esta tendencia.

Objetivos de las Smart Cities
Una ciudad inteligente es una ciudad sostenible. Sostenible desde todos los puntos de vista: polución, tráfico, tratamiento de residuos, agua, energía, etc. La sostenibilidad para una ciudad puede describirse como el hacer posible que los ciudadanos de su entorno dispongan de una gran calidad de vida sin malgastar recursos naturales y sin dañar a la naturaleza. Conceptos como eficiencia energética, reciclaje de residuos, energías renovables, transportes limpios, sistemas de información fiables, seguridad y calidad cobran todo su protagonismo en las Smart Cities. Una ciudad inteligente debe ser capaz de satisfacer cualquier requerimiento de sus habitantes en todo lo relacionado con su interacción con sus servicios, tratando de satisfacer el mayor número de necesidades posibles empleando los recursos de manera sostenible y eficiente.