Mercè Brey, escritora: "La mujer directiva ha adoptado el patrón masculino para prosperar en el ámbito laboral"

Lunes, 07 Marzo 2016

Página 1 de 3

1602-merce

Si te dijeran que cada una de nosotras está de paso en este mundo para cumplir una misión, ¿qué pensarías? Esto es lo que se plantea Mercè Brey, autora del libro Eres lo mejor que te ha pasado. ¡Quiérete!, de Plataforma Editorial "una guía para que aprendas a gestionar las energías que habitan en ti".

Publicidad

Licenciada en Ciencias Empresariales y máster en Finanzas Internacionales y Comercio Exterior, Brey es directora de Comercio Exterior en CaixaBank. Anteriormente lo fue en Banco Sabadell. Ha formado parte de diversos consejos y ejercido de presidente en la Cámara de Comercio Italiana en Barcelona.

Además, Mercè es máster en Programación Neurolingüística. En esta entrevista en exclusiva para Womenalia, Brey nos cuenta de la importancia de ponderar la energía femenina en las organizaciones para recuperar el equilibrio y potenciar el talento de las personas. Las emociones jugarán una importante baza en la consecución de nuestros objetivos.

Womenalia.- En tu libro hablas de energía femenina y energía masculina, ¿cómo encaja el concepto de energía en una organización empresarial? ¿Es rentable para las empresas?
Mercè Brey.- Las organizaciones empresariales están compuestas por individuos que, a su vez, son seres energéticos. Por tanto, el concepto de energía está estrechamente vinculado a una organización empresarial. Hay que entender la esencia de las energías y su mecanismo de funcionamiento contribuiría en sobremanera a la mejora en términos financieros.

Si las personas que trabajan en una organización no están en equilibrio, la organización tampoco lo estará.

W.- ¿En qué momento, y por qué se dejó a un lado, la energía femenina para que predominara la masculina, en el mundo en general, y en las empresas en particular? 
M.B En términos generales podríamos remontarnos a la época en que todavía no existía el culto monoteísta a un Dios masculino. Antiguamente se veneraba la figura de distintas diosas representando atributos profundamente femeninos como la fertilidad no solo humana sino también en los cultivos (digamos que la formulación antigua de la creatividad), la conexión con la naturaleza, la sabiduría ancestral, etc. Con la aparición del patriarcado, suplantando la bondad de todo atributo femenino, se instala el predominio de la energía masculina y las empresas no han sido inmunes a esta evolución.

W.- ¿Es más competitiva la energía masculina para obtener resultados empresariales?
M.B.- La energía masculina es la energía de la fuerza, la que permite tomar decisiones y entrar en acción. Por tanto, es absolutamente necesaria en el entorno empresarial. El problema emerge cuando esta energía es predominante y no deja espacio a ninguna otra manifestación energética. Luego se torna intolerante y agresiva, opresora y asfixiante.

W.- ¿Cómo podemos y por qué debemos recuperar la energía femenina para lograr un equilibrio?
energiaM.B.- Solo basta mirar alrededor para darnos cuenta de qué tipo de mundo hemos creado y qué infelices son sus habitantes. Debemos balancear nuestra energía masculina y femenina para lograr el equilibrio y, de esta forma, dar rienda suelta a nuestro potencial. El primer paso para iniciar la andadura hacia el equilibrio es devolverle el puesto que le corresponde a la energía femenina, honrándola y dejándola fluir sin complejos.

En mi opinión, lo importante es que tomemos conciencia de que existen ambos tipos de energía, que no es mejor una que la otra y que aprendamos a evocarlas según lo requiera cada situación. Hemos basculado peligrosamente hacia la energía masculina destructiva y es preciso, y urgente, devolverle el lugar que le corresponde a la energía femenina armónica.

Publicidad
Comentarios
  • No hay comentarios
Es necesario ser usuari@ de Womenalia para comentar. Regístrate aquí