Silvia Leal, del IE y Cristina Álvarez, CIO de Telefónica nos hablan de las Mujeres en ciencias

Lunes, 29 Septiembre 2014

Página 1 de 3

1407-not-mujeres-ciencia-en-cifrasLas mujeres están protagonizando poco a poco pero con paso firme, un empoderamiento que las va situando en puestos clave de dirección o gestión de empresas, así como, en las Administraciones Públicas. No obstante, no ocurre lo mismo o lleva un proceso muy lento en otros campos, como es el caso de la ciencia y la tecnología.

A pesar de que se está reduciendo la brecha de género existente, todavía en el sector científico el número de mujeres siguer siendo inferior al de los hombres. 

Publicidad

Si nos atenemos a las palabras de la secretaria de Estado de I+D+i, Carmen Vela "estamos en el buen camino, pero nos falta velocidad", tenemos que detallar las principales cifras del Informe Científicas en Cifras 2013, elaborado por su departamento.

En dicho informe, considerado documento referente del tema a tratar, se muestra una evolución sin prisa pero sin pausa. Se habla de incidir en el desarrollo y aplicación de políticas de género, adoptando planes de igualdad para que se consiga una mejor integración de las mujeres en la innovación y la ciencia española en su conjunto.

En las siguiente infografía te detallamos los datos más llamativos:

A primera vista, ¿por qué parece que las mujeres estudian menos carreras científicas? Puede parecer para algunas mujeres que se trata (o trataba) de un campo menos atractivo que otros tradicionales para mujeres, como salud o docencia, donde sus opciones laborales parecen, a priori, más esperanzadoras, como recalcan los diferentes datos de ocupación laboral por sectores.

Las cifras del Ministerio de Educación reflejan que las mujeres son mayoritarias tanto en los bachilleratos bio-sanitarios y/o sociales-humanidades pero que, sin embargo, son claramente minoritarias en el bachiller tecnológico, así como en los estudios superiores en Ingeniería y Matemáticas.

Las mujeres se caracterizan por tener una carrera profesional en la que, siendo mayoría en un principio, cuanto más se asciende en el escalafón profesional van quedando en minoría, principalmente en los puestos intermedios. No olvidemos tampoco que aún persisten ciertos rasgos que hacen recaer en la mujer la responsabilidad familiar que el hombre no asume, aunque cada vez en menor medida.

Pero hay opción para la esperanza ya que los catedráticos son en gran parte hombres, pero las titulares en departamentos y profesores empiezan a ser mayoritariamente mujeres, lo que lleva a pensar en un rápido reemplazo que hará subir la presencia femenina de forma importante. A tenor de los datos, existe el techo de cristal, con mujeres que copan puestos intermedios, pero aún no de dirección. ¿Aspecto positivo? Que en las universidades la brecha entre mujeres y hombres se está reduciendo mucho más rápido, lo que augura un futuro más igualitario.

Publicidad
Comentarios
  • No hay comentarios
Es necesario ser usuari@ de Womenalia para comentar. Regístrate aquí