Spin offs o la ciencia al servicio de la sociedad

Lunes, 13 Abril 2015

1401-not-diferencias-empresario-emprendedor-dosSillicon Valley es sinónimo de tecnología y es, también, un ejemplo de acción conjunta de dos universidades (Stanford y Berkeley) por compartir el resultado de su actividad investigadora con el resto de la sociedad.

En una etapa en que los avances científicos promueven el nacimiento de Empresas de Base Tecnológica (EBT), surge el concepto spin-off que proviene de "derivado" en inglés. Hace referencia a la creación de una nueva empresa fundada a partir de otra entidad existente, ya sea pública o privada. Con el tiempo acaba adquiriendo independencia jurídica, técnica y comercial, proporcionando una alternativa viable y rentable para la comercialización de los resultados obtenidos de su actividad investigadora.

La sociedad se beneficia de puestos de trabajos cualificados y de los nuevos procesos, productos o servicios creados a partir de conocimiento científico.
Publicidad

En este proceso de transferencia de conocimiento desde el mundo académico al sector productivo, se aúnan las siguientes características:

- Participan miembros de los centros de investigación.
- Implica un proceso de transferencia de tecnología.
- Son transmitidos por el centro de investigación a la empresa.
- Cuentan con un gran componente de I+D+i.
- Garantizan un alto potencial económico.

La mayoría de las spin-off nacen de las universidades, centros de investigación o viveros de empresas por lo que contribuyen a la transferencia de hallazgos científicos al sector social en forma de productos innovadores. Estas entidades  actúan como incubadora, y sirven de apoyo para el despegue de las spin-off. En una segunda fase, aparecen las OTRIS universitarias (Oficinas de Transferencia de los Resultados de la Investigación), cuya función principal consiste en minimizar el tiempo de comercialización de la investigación: time-to-market.


Beneficios muy repartidos

La universidad debe fomentar la creación de Empresas de Base Tecnológica, para incrementar las relaciones entre la universidad y la sociedad, ya que sus beneficios revierten en todas las partes implicadas, que son:

• El centro de investigación o universidad podrá impulsar a través de las spin off su labor de transferencia de resultados de la investigación. Además creará riqueza y empleo en el entorno. Obtendrá retornos económicos por contratos de transferencia y posicionarse en el entorno empresarial con las spin off de sus investigaciones.

• Los investigadores universitarios interesados en dar el salto hacia el mundo empresarial podrán hacerlo sin desvincularse de su actividad académica. La iniciativa supone una nueva fuente de financiación para proyectos de investigación, una cuestión muy valorado en España donde la inversión en investigación es escasa.

Las spin offs suponen una nueva fuente de financiación para poder continuar los proyectos de investigación.

• Los emprendedores podrán seguir desarrollando la tecnología que se generó en la universidad hasta el producto final, podrán contratar personal investigador (ofrecerles una alternativa laboral) y seguir fomentando su esfuerzo. y una forma de obtener rendimientos económicos del proceso.

• La sociedad se beneficiará de los puestos de trabajos cualificados, de los impuestos que pagan y de los nuevos procesos, productos o servicios a partir del conocimiento adquirido y los resultados obtenidos en la propia universidad, es decir, desarrollados por especialistas.


Transferencia de tecnología

La transferencia de tecnología es la comercialización de la investigación. En este aspecto la universidad debe cambiar su rol hacia el emprendimiento así como  las empresas deben introducir la cultura innovadora en los ámbitos empresariales.

Para que la interrelación entre los agentes sea óptima, se han creado las Oficinas de Transferencia de los Resultados de la Investigación (OTRIS) que, a su vez, ya están logrando fundar en torno a las 90 empresas al año, según la pdfguía editada por el Ministerio de Educación y Ciencia para aclarar las pautas de creación de Empresas de Base Tecnológica.

e-marcha-spin offs-ciencia-servicio-sociedad-uno

Papel del sector público y del sector privado

Las EBT representan para los inversores privados una excelente ocasión para invertir en proyectos con un alto potencial para generar beneficios. Como se recoge en la Revista de Investigación en Innovación y Tecnología, Aula Abierta, el volumen de inversión media en cada proyecto es de unos 150.000 €, y generalmente las inversiones se llevan a cabo de forma secuencial, "con sucesivas rondas de financiación en función del cumplimiento de los objetivos fijados previamente". 

Sin embargo existen barreras que hacen que el número de EBT creadas en España esté muy por debajo de la media europea. Este motivo justifica el papel administrativo de incentivar la transferencia a través de legislación de promoción de participación del profesorado universitario en la creación de empresas y medidas fiscales de incentivación de las actividades de I+D+I, entre otras herramientas.


DA FORMA A TU IDEA

 

Publicidad
Comentarios
  • No hay comentarios
Es necesario ser usuari@ de Womenalia para comentar. Regístrate aquí