Sácale partido al storytelling en tu comunicación

Miércoles, 15 Abril 2020

Storytelling

"Hasta donde sabemos, solo los sapiens pueden hablar acerca de tipos enteros de entidades que nunca han visto, ni tocado, ni olido. Leyendas, mitos, dioses, religiones...
(...)
Dichos mitos confirieron a los sapiens la capacidad sin precedentes de cooperar flexiblemente en gran número."
[Homo Sapiens: de animales a dioses. Yuval Noah Harari]

Las historias nos divierten, interesan y capturan, por eso el storytelling es uno de los elementos más poderosos y atractivos que puedes utilizar en tu comunicación tanto personal como profesional.

Por qué funciona el storytelling

Publicidad

Las historias tiene un gran poder, ya que:

  • Eliminan las barreras

Cuando en un auditorio un ponente empieza a contar una historia, se ha comprobado que se suaviza la expresión de las personas que escuchan y sube el pico de interés.

  • Movilizan

Las historias generan imitación (héroes, santos, recompensas, castigos...) y llevan a la acción, ya que la emoción de la historia produce un momento de reflexión (insight) que lleva a la acción posterior.

  • Favorecen el recuerdo

Según el psicólogo J. Gerrig nos proyectamos en los personajes a través de la pregunta: ¿Qué haría yo si estuviera en su lugar? Lo que supone una mayor concentración e implicación en lo que se está escuchando y, por tanto, un mayor recuerdo. Por eso dejan huella.

  • No son impositivas

Cada persona extrae sus propias conclusiones y esa participación activa impulsa, además de a la acción, a compartir nuestra opinión, lo que les da una mayor viralidad.

  • Hacen que te importe

Cuando uno escucha una historia, las neuronas espejo hacen que se viva como si le estuviera sucediendo a uno, por lo que hay una mayor implicación afectiva e intelectual.

  • Se saltan las barreras del tiempo

A través de las historias podemos aprender del pasado, actuar en el presente y prever el futuro.

En qué casos podemos utilizar las historias

Existen numerosas formas de utilizar las historias tanto en lo personal como en lo profesional:

  • Para dar vida a tus presentaciones

Si te fijas, todas las charlas TED y, en general, todas las conferencias más vistas tienen en común que el storytelling es el centro de la charla y los aprendizajes que transmiten los ponentes están siempre basados en historias. Una presentación que no las utilice, resulta aburrida y, lo más posible, es que se pierda la atención de la audiencia.

  • En publicidad, dan grandes resultados

Un gran ejemplo de ello son los anuncios de la lotería de Navidad y los enormes resultados que suelen tener. La mayoría de anuncios contienen una microhistoria para que el público objetivo se identifique con aquello de lo que se está hablando.

  • Favorecen la comunicación en la empresa

Desde muchos puntos de vista: conecta a los empleados, ayuda a orientar y sincronizar los flujos de información, a transmitir la experiencia, a integrar a las personas que se incorporan, a mostrar la misión y los valores...

  • Fortalecen la marca tanto de personas como de organizaciones

A través de las historias que cuentan, las personas y las organizaciones pueden mostrar el sentido de la propia existencia y de aquello que pueden hacer por los demás.

  • Son la mejor herramienta comercial

Las experiencias de producto, los casos de éxito y los testimonios de otros clientes logran la empatía, el interés y la confianza de los futuros clientes.

  • También para establecer lazos personales

Ya sea en el entorno laboral, o en el personal. Incluso el amor es "puro cuento". Las historias ayudan a comprender al otro, producen empatía, atraen y ¡son muy divertidas! ¿Qué hacemos cada vez que quedamos con nuestros amigos? ¡Contar historias!

  • ¡Para pasárselo genial

Leyendo, viendo películas, series...

Cómo contar historias de forma atractiva

Para que una historia produzca el efecto deseado intenta que:

  • La historia o anécdota sea pertinente

Es decir, que esté relacionada con el tema que estés tratando.

  • Personal

Resultan más convincentes si son personales, que te haya sucedido a ti, hayas sido testigo de ellas o te las hayan contado.

  • Auténtica

No suele dar resultado inventarse algo, los demás lo notan.

  • Original

Si quieres que tenga efecto de recuerdo debe sorprender de alguna manera o tener un giro especial.

  • Que tenga una buena estructura

La forma más habitual es que tenga: planteamiento, desarrollo, punto álgido y desenlace.

  • Sin conflicto no hay historia

Si lo que sucede es normal y previsible, la historia va a carecer de interés. Piensa en las historias que más te llaman la atención y verás cómo todas tienen un conflicto claro, algo que no sale como el protagonista desea, un peligro, un contratiempo...

  • Utiliza los cinco sentidos

Tendemos a utilizar la parte más visual, pero recuerda que si, por ejemplo, leemos o escuchamos algo sobre un olor, se activa la zona cerebral que procesa la información olfativa. Y cuanto más activo está su cerebro, mayor interés tendrá en lo que estás contando.

  • Mejor corta que larga

Incluye uno o dos detalles de interés que ayuden al interlocutor a ponerse en contexto, pero evita contarlo TODO o la historia se hará aburrida.

  • Añade una moraleja

Explícita o implícita. Lo normal es hacerlo al final de la historia, así se refuerza la idea que quieres transmitir y obtendrás un mayor efecto.

Pero una cosa es ser consciente de que son tremendamente útiles y que dan resultados infalibles en la comunicación y otra es saber utilizarlas.

Si quieres acceder de forma gratuita a varios ejemplos del Storytelling aplicado y su análisis en:

- Una gran presentación
- Un excelente anuncio
- El storytelling aplicado a la búsqueda de trabajo
- La explicación de un ejemplo de comunicación interna y comunicación externa.

banner-tu-pitch 2

 

natalia-gomez-del-pozueloPor Natalia Gómez del Pozuelo, CEO y experta en comunicación en Natalia Gómez del Pozuelo
Publicidad
Comentarios
  • No hay comentarios
Es necesario ser usuari@ de Womenalia para comentar. Regístrate aquí