PREVIOUS_POST
NEXT_POST

Tu web es invisible

Esther Roche Polo Web Coaching Crea y Mejora tu web
1 Jul 2015 BLOG_NUM_COMMENTS

blogs_image_post_detail

Sip. Hay poca gente que llega a esta conclusión lo suficientemente rápido. La mayoría ni siquiera se entera porque ven que tienen comentarios en sus posts, que sus seguidores les hacen algún retweet, que algún post se comparte en Facebook, o ven en Google Analytics que ayer tuvieron X visitas.

Pero clientes por la web, ¿cuántos?

Si apenas te han llegado clientes por la web, siempre y cuando este sea el objetivo de la tuya, es porque es invisible y seguirá pasando por la vida virtual sin pena ni gloria, lamento decírtelo.

Es muy posible que tu servicio o producto sea de una gran calidad. Por qué habría de dudarlo. Posiblemente incluso seas la mejor en tu campo. Tienes una página web con la información al respecto pero si eres invisible para tus clientes potenciales, de poco te sirve.

Trae a tu mente tu tienda de moda favorita. Una tienda de moda de diseño. Bulgari, Chanel, YSL, Versace... Eso sí, una tienda real, de ladrillo. No una tienda online. ¿Ok? ¿Ya? Ahora imagínatela en medio del desierto de Gobi. O de cualquier desierto, vaya. Ahí, ella sola. Aislada. Invisible. Vacía.

  • Primero: ¿Quién va a pasar por allí, si está en medio del desierto, entre dunas y dunas interminables, bajo un sol sin piedad?
  • Segundo: ¿Quién quiere unos zapatos de Chanel en medio del desierto?

Pues eso mismo ocurre con el 98% de las webs. Si, 9 de cada 10 webs son invisibles. Me pregunto si la tuya es una de ellas, o tú eres la excepción. Eso sólo lo sabrás tú, por la cantidad de clientes potenciales que lleguen a ella y te contacten cada día.

En el supuesto de que uno de tus objetivos de tener una web es conseguir clientes a través de ella, claro está. Siempre bajo este supuesto.

Si llevas ya unos meses con tu web y todavía nadie te ha contactado seriamente para contratar tus servicios o comprar tus productos... mmm... no vamos bien encaminadas. Al fin y al cabo, ese es el objetivo, ¿no? Posiblemente llevas haciendo un gran esfuerzo de gestión de la web, escribiendo posts, difundiéndolos constantemente por las redes, haciendo labores de investigación y aprendizaje, en fin, miles de cosas. Desde luego, si no has hecho esfuerzo alguno, entonces, ya no es solamente cosa de la web. Así que mejor, pongamos que has hecho ese esfuerzo que hablaba, has estado haciendo algo. Durante un tiempo. Y nada. Ni un contacto de un posible cliente. ¿Por qué? ¿Por qué tu web, tu servicio, tu producto y tu esfuerzo, son invisibles?

¿Por qué razón no estás consiguiendo buenos resultados?

Si en efecto has estado haciendo un esfuerzo, aunque sea mínimo, seguramente no ves resultados porque estás haciendo un esfuerzo inútil. Lamento mi brusquedad, pero así es. Pero ¡no te preocupes! ¡Al menos ahora ya lo sabes! No se puede mejorar algo si no eres consciente de ello. ¿Te acuerdas del desierto? ¿De las dunas? Estás llenando tu parcelita de desierto de semillas que jamás crecerán, si las condiciones no cambian. Plantando en tierra yerma que jamás podrá ser cosechada. Queriendo hacer un huerto en el que no recogerás fruto alguno. Bueno, creo que con eso basta, ya te haces a la idea de lo que quiero decir.

No conozco tu caso individual, por eso no puedo realmente darte un diagnóstico preciso, pero seguramente necesitas hacer dos cosas YA:

  1. Crear las condiciones necesarias para que lo que plantas crezca y florezca y de fruto.
  2. Dejar de plantar mucho y plantar semillas de calidad.

Crea las condiciones necesarias

Con esto me refiero a que, bueno, estás ahora mismo en el desierto, qué le vamos a hacer. No es fácil ahora recoger todos los bártulos y mudarte a la Gran Vía, aunque todo se puede conseguir (de ahí la imagen que he modificado para el post). Pero poco a poco. Las prisas nunca fueron buenas, o en pocas ocasiones. Entonces, en lugar de abandonarlo todo y mudarte a la gran ciudad, ¿qué tal si utilizamos los recursos disponibles en este momento? Eso significa "crear las condiciones necesarias". Esto me viene del coaching, deformación profesional. J

Si estamos en el desierto y queremos que haya vida alrededor de nuestro huerto, necesitamos, lo primero una buena tierra en la que plantar, una buena base que nos garantice que en unos meses tendremos ya algunos frutos. Esa buena base consta de una buena configuración interna, una buena estructura web y una buena usabilidad y experiencia para el usuario (no quiero poner demasiados enlaces a mi blog, pero hay varios artículos sobre esos temas si quieres ir tú directamente. Otra opción es mi libro SEO para Principiantes).

Te aseguro que, si creas las condiciones necesarias, donde hubo dunas y espejismos, habrá brotes verdes (qué conocido me suena eso, pero en este caso es cierto).

Semillas de calidad

No quiero entretenerte mucho con el tema de la calidad. Hace nada publicaba en mi blog un post sobre qué tipo de tráfico es mejor para nuestro negocio, y es que la mayoría de quienes empiezan en esto de internet dedican demasiado tiempo a publicar una cantidad ingente de artículos y después los difunden en las redes sociales, confiando en que este tráfico les puede proporcionar clientes potenciales. No es así, en este caso, no habría semilla de calidad, sino cantidad de semillas. Hay que encontrar un término medio. Las redes sociales no son la vía más adecuada para obtener visitas cualificadas. Sobre este tema he escrito largo y tendido en mi blog así que no te aburriré repitiéndome.

Lo que sí es importante que tengas en cuenta para pasar de la cantidad a la calidad es que, igual que en el apartado anterior decía que para crear una buena base necesitas una buena configuración interna, estructura, etc., en este caso lo decisivo es identificar lo mejor posible tu nicho de mercado, después unas buenas (o mejor dicho, bien elegidas) palabras clave, un buen contenido que sea SEO friendly y ya, lo último, una buena estrategia de linkbuilding y obtención de backlinks.

Soy consciente de que quizá no estés al corriente de lo que significan esos tres factores. Por eso te invito a que visites el blog de Coach2Coach para saber todo lo que necesitas saber para sacar poco a poco a tu web del desierto e ir acercándote cada día un poco más a la gran ciudad donde te esperan un montón de personas que te andaban buscando.

Por otro lado, si quieres rehacer por completo tu web, o hacerla bien y con seguridad desde el principio, no dejes de visitar los errores graves más comunes al hacer tu web.

Bueno amigas, he tratado de expresar lo mejor posible el tema de la presencia vs visibilidad en internet. Si os queda cualquier duda, no dejéis de contactar conmigo. Estoy por aquí. :)

Abrazo

Esther Roche - Web Coach

Publicidad
Publicidad