PREVIOUS_POST
NEXT_POST

El origen de la festividad de la Immaculada Concepción

Sandra Lobero Pasión por las letras
8 Dec 2017 BLOG_NUM_COMMENTS

blogs_image_post_detail
En España el 8 de diciembre es festivo nacional, se celebra el día de la Inmaculada Concepción. ​Esta festividad tiene su origen en el llamado ​Milagro de Empel.
Nos situamos en diciembre de 1585 en plena Guerra de los Ochenta Años, el Tercio del Maestre de Campo Francisco Arias de Bobadilla batallaba en Flandes en la Isla de Bommel. La situación de los soldados españoles era crítica, con miles de bajas y pocos recursos, la rendición parecía su única salida. El almirante Holac les propone a los españoles una rendición digna, la respuesta no se hizo esperar. El maestre del tercio español respondió: "los infantes españoles prefieren la muerte a la deshonra, ya hablaremos de capitulación después de muertos". Ante tal respuesta el almirante Holac decidió contratacar. Abrió los diques de los ríos en los que se estaba llevando a cabo la batalla para indundar el campamento español. Solo quedó el pequeño monte de Empel donde se refugiaron los soldados del tercio. Cavando una trinchera uno de los soldados encontró una tabla flamenca con la imagen de la Inmaculada Concepción. Ante tal hallazgo, improvisaron un pequeño altar encomendándose a la Inmaculada Concepción.
Aquella noche un viento inusual e intensamente frío heló las aguas del río, lo que les permitió avanzar sobre el hielo y atacar a la escuadra enemiga al amenecer del  8 de diciembre. Así lograron derrotar al ejército enemigo y alzarse vencedor de la contienda. El almirante Holac llegó a decir: "tal parece que Dios es español al obrar tan grande milagro".
Ese mismo día decidieron que la Inmaculada Concepción sería la patrona de la Infantería Española.
 
Pero no fue hasta tres siglos después cuando a petición del Inspector del Arma de Infantería del Ejército de tierra español, y por real orden de la reina regente doña María Cristina de Habsburgo, cuando no se decletó oficialmente la "Patrona del Arma de Infantería".
 Desde 1640, España celebra la Inmaculada Concepción como día festivo; la iglesia católica lo hace desde 1708.
 
Curiosamente este mismo día  también es festivo en otros muchos lugares del mundo, como en Colombia, Argentina, Brasil, Chile, Nicaragua, Paraguay.... no teniendo relación ninguna con la festividad de la Inmaculada Concepción.
 
Milagro o casualidad, nunca se sabrá. Lo que sí  podemos afirmar  es que ese día el viento sopló a favor del tercio español y que nunca debemos de olvidar la máxima de que "la esperanza es lo último que se pierde".
Publicidad
Publicidad