PREVIOUS_POST

Las mujeres en la pandemia

Amalia Valderrama Mujeres que se atreven a soñar
16 Jun 2020 BLOG_NUM_COMMENTS

blogs_image_post_detail

Es bien cierto que esta crisis no nos está afectando por igual a hombres y mujeres, cómo siempre sobre nuestros hombros recae gran parte de los cuidados y hemos tenido que asumir responsabilidades que algunas de nosotras ya habíamos delegado, como es la educación de nuestros niños y niñas.

Algunas mujeres han tenido que hacer renuncias en sus trabajos, con lo que ello supone de reducción de salarios, otras han tenido que seguir trabajando en remoto en condiciones estresantes ya que deben compaginar el trabajo con el cuidado y otras se han visto obligadas a resolver que hacer con sus hijos de prisa y corriendo, porque han tenido que volver a sus lugares de trabajo.

No quiero generalizar ya que es bien cierto que cada vez hay más corresponsabilidad en los hogares en los cuales hombres y mujeres se distribuyen equitativamente responsabilidades, pero en muchos casos el peso de las acciones y decisiones sigue recayendo en las mujeres con lo que ello implica a nivel de desgaste físico y emocional.

Es cierto que todo ello responde a un sistema patriarcal que aun está muy instaurado en nuestra sociedad, pero para que ese sistema cambie es fundamental que todas las personas, hombres y mujeres trabajemos para llevar a cabo este cambio.

Y creo que es importante que nosotras las mujeres salgamos del victimismo y del inmovilismo y empecemos a hacer cambios no sólo en la manera como hacemos valer nuestros derechos a nivel colectivo sino en nuestras creencias y acciones a nivel individual. 

Hace un año para el día de la mujer hice una charla que titulé "Feminismo y autocuidado" y después escribí un artículo con las ideas más importantes.

Me encantaría que lo leyeras, si aún no lo has hecho, porque en él hablo de la importancia de que nosotras empecemos a poner límites, que sepamos delegar y facilitar que haya una verdadera corresponsabilidad en la familia y también que seamos capaces de afrontar de otra manera el autocuidado, sin culpas y remordimientos. Leelo AQUI


Y finalmente también quiero compartir contigo un material que creé para trabajar el disfrute y el autocuidado femenino, dos elementos que considero fundamentales en la vida de toda mujer y que descuidamos consciente e inconscientemente. Se trata del cuaderno de trabajo "La Doncella que hay en ti" que podrás descargar AQUÍ

Espero que ambas cosas te resulten interesantes e inspiradoras. Ya sabes que siempre estoy abierta a recibir tus comentarios, dudas, impresiones.

Hasta muy pronto!!!

Publicidad
Publicidad