NEXT_POST

Consejos para mejorar tu proceso creativo

Laura Diaz Mujer Creativa
26 Jan 2016 BLOG_NUM_COMMENTS

blogs_image_post_detail

Se me ocurrió tocar el tema de la importancia del proceso creativo mientras me preparaba una taza de té. Ha sido un camino largo llegar a conocer mucho acerca de los tés, pero la experiencia me ha enseñado que, al igual que producir arte excelente. Producir un buen té debe ser hecho con cuidado.

Te tomas el tiempo de recoger hojas cuyas fragancias te causan intriga. Las dejas en remojo en agua hirviendo por el tiempo exacto y obtienes el premio de la perfecta taza de té.

Esperamos que este artículo ayude en tus proyectos de diseño de logos y demás proyectos creativos de una forma unica para que cada trabajo que realizado tenga un 110% de ti misma para crecer profesionalmente en este ambito tan duro.

Atención al proceso

Expresar nuestra creatividad de forma profesional requiere la misma atención al proceso. No puedes esperar crear un buen diseño solo porque tienes una buena idea. No existe una varita mágica. Cualquier momento de imaginación que experimentes tiene que ser templado con planificación y preparación si deseas crear algo cautivador, empoderante y atemporal. Si deseas alguna guía acerca de cómo mejorar tu proceso creativo, considera estos consejos.

Familiarízate con el proceso

Primero lo primero: para ejecutar un proceso creativo apropiadamente, necesitas familiarizarte con todos los proceso que te llevarán de una idea a una realización física. Por ejemplo, si tienes un concepto vago sobre el diseño de logotipo de para un cliente, intenta planificar los elementos clave del diseño antes de dibujarlo.

¿Qué colores comunican de la mejor forma la visión de tu cliente? ¿La marca tendría mayor un mayor impacto con un enfoque minimalista o necesita colores atrevidos? Tómate el tiempo de imaginarte como el cliente de tu cliente, considera la atracción estética de tu marca en varios medio. En otras palabras, considera tu idea desde todos los ángulos antes de optar por la definitiva.

Una vez que hayas decidido el diseño general de tu idea, no dudes diseñar varios borradores para poder trabajar el diseño.

Crea un balance en los extremos

El proceso creativo se trata de crear balances. Cuando una aparente buena idea aparece frente a nosotros, el primer impulso que tenemos es actuar de inmediato, tienes la urgencia de crear un diseño sencillo en un abrir y cerrar de ojos. Si tienes el apuro de diseñar tu idea mientras está fresca, ¡hazlo! No trato de aconsejarte de no actuar por sobre la base de toques de inspiración. Pero prevé ver tu diseño al siguiente día con ojos frescos. Cuando dejes reposar tu diseño, tal vez te des cuenta de que este no tiene balance: tal vez la simple y limpia apariencia ahora parezca ser estéril o necesite más atención al detalle.

No fuerces la inspiración

Tal vez este es el mejor consejo que te puedo dar. Cuando sientas que no tienes ideas, libérate de la motivación de crear diseños, no mires alrededor en vano. La inspiración es un grifo que puedes abrir y cerrar de manera arbitraria en tu mente.

El mejor proceso creativo llega de las personas que trabajan que viven experiencias extrasensoriales de forma natural. Es cierto que las mentes creativas son capaces de ideas cosas en el camino para proyectos pequeños, pero cuando se trata de proyectos gran que requieren muchas horas de tu tiempo es mejor que dejes que la inspiración llegue a ti. Por último, si el proceso creativo no parece ser natural, entonces debes reconsiderar tu enfoque.

Esperamos que este artículo ayude en tus proyectos de diseño de logos y demás proyectos creativos.

Publicidad
Publicidad