PREVIOUS_POST
NEXT_POST

El usuario como centro de la estrategia digital

Maria Rodriguez Misceláneo
10 Dec 2019 BLOG_NUM_COMMENTS

blogs_image_post_detail

Aunque el marketing llevado a cabo en internet y medios digitales está cada día más formalizado, y su corpus teórico y conceptual, así como la praxis, más perfeccionados, lo cierto es que para ser un buen profesional de la publicidad en internet ante todo hay que conocer el objetivo principal: el público. Es decir, por muy copywriters expertos que seamos, por mucho que conozcamos los entresijos del posicionamiento SEO y manejemos las mejores herramientas de analítica web, nuestras estrategias caerán en saco roto si no entendemos que el marketing digital solo funciona situando las necesidades del usuario en el centro de todo, y no las de la empresa.

Esto, que en un principio parece obvio, sigue sin ser una idea fundamental comprendida por muchos empresarios y empresarias. No podemos crear contenido para hacer spam publicitario. Porque el usuario que consume contenido en internet lo que quiere es resolver un problema o informarse sobre un aspecto concreto que, eso sí, tiene relación con lo que nuestra empresa ofrece. Si el usuario en cuestión lee un artículo de blog, vé un vídeo en YouTube o escucha un podcast en el que básicamente solo se habla de los productos y servicios que ofrece la empresa, y en general de sí misma, la reacción de los usuarios no se hará esperar.

Es decir, seguramente piensen algo así como «esta empresa me está vendiendo algo que no necesito, yo solo necesitaba un tutorial o aprender sobre X cosa», y entonces abandonará la web y aumentará la tasa de rebote de la empresa. La tasa de rebote es el porcentaje de visitas que han entrado en la web y a continuación la han abandonado sin interactuar en lo más mínimo con ella. Esto no siempre es negativo, puede que el usuario haya encontrado justo lo que buscaba y por lo tanto a continuación haya salido de la web.

Pero si la tasa es muy elevada, puede que estemos haciendo algo mal. En definitiva, hay que comprender que si queremos captar usuarios, y por lo tanto clientes potenciales, nosotros, como empresa, no importamos. Importan ellos y ellas.

Publicidad
Publicidad