PREVIOUS_POST
NEXT_POST

Cómo enamorar a Google con tu estrategia de contenidos

Celia Espada García Comunicación Emocional para Emprendedoras
13 Jun 2019 BLOG_NUM_COMMENTS

blogs_image_post_detail

Si estás leyendo este artículo es porque entiendes que aparecer en Google te proporciona una visibilidad y autoridad estable a largo plazo y estás dispuesta a invertir tu tiempo y energía en diseñar un plan de marketing basado en compartir contenidos de valor que te posicione en el gran buscador de forma orgánica.

¡Enhorabuena! Ahora, en la época del fast marketing y la satisfacción instantánea, no todo el mundo está dispuesto a hacer algo que requiera un cierto nivel de compromiso y dedicación de forma continuada en el tiempo. Estamos acostumbrados a las acciones rápidas que nos dan resultados efímeros en canales que no controlamos al 100%.

Debido a esto, derrochamos gran parte de nuestra energía en esas actividades puntuales que, a largo plazo, no nos sirven de nada. Sobre todo de cara al principal canal que utilizan todos los usuarios del mundo para buscar lo que necesitan: Google y sus resultados, tanto orgánicos como pagados.

Tener visibilidad en Facebook, por ejemplo, te ayuda a crear comunidad y estrechar lazos con tus seguidores. Pero es un canal prestado dónde unas veces te verán y otras no, los usuarios que utilizan Facebook no entran a comprar, sino a pasar el tiempo, por lo que la conversión es mucho más lenta.

Sin embargo, cuándo una persona busca información sobre un curso o servicio en Google, lo hace porque es consciente de que necesita esa formación o servicio, la secuencia educativa necesaria para que acepte tu propuesta es menor y su compromiso suele ser más a largo plazo porque no necesitas persuadirle ni convencerle utilizando ciertas estrategias, a veces, poco éticas y morales.

Pero claro... Google no da visibilidad a cualquier profesional. No de forma orgánica. Pagando Google Ads puedes aparecer de los primeros pero con la etiqueta anuncio y eso puede hacerlo cualquiera, no demuestra nada, solo que estás pagando por publicidad. Lo que Google puntúa es el contenido de calidad, el que de verdad aporta valor a su audiencia.

Y aquí, es donde muchos profesionales que quieren resultados inmediatos, deciden centrar su estrategia en hacer ruido en redes sociales dónde compartir minipildoras formativas, a veces inspiradas en contenido de otros profesionales mejor posicionados, es suficiente y les proporciona esos resultados rápidos que les dan satisfacción instantánea y efímera.

¿Cuál es el resultado de esto? Se sienten importantes... a costa del trabajo de otros. Y eso, a Google no le sive. Así que pierden una oportunidad de oro de llegar a una cantidad muy superior de clientes por quedarse en la superficie y no dedicar tiempo a trabajar su estrategia de visibilidad a largo plazo gracias a un plan de contenidos que demuestre su autoridad.

Llegados a este punto, tienes la información necesaria para decidir cuál es la opción que mejor encaja contigo: 

  • ¿Fast marketing con resultados instantáneos a corto plazo e inestables en el tiempo?
  • ¿Marketing de contenidos que te proporciona autoridad de forma estable a largo plazo a cambio de tu tiempo y dedicación?

Y ahora que has escogido... si has optado por la primera opción, no sigas leyendo. Este artículo termina para ti aquí, no tengo nada que enseñarte o compartir contigo, no es mi filosofía. Si escogiste la segunda ¡bienvenida! Tengo un par de tips para ti que pueden servirte para empezar a trabajar tu estrategia de poscionamiento en Google de forma orgánica y estable en el tiempo.

  • Haz una lista con los temas principales que pueden resultar interesantes para tu cliente ideal. Estos temas principales deben coincidir con las búsquedas que realizar en Google. Aquí no hables de la causa original de ese problema, muchos no son conscientes de ella aún. Limítate a hablar de esas causas que si conocen y experimentan en su día a día.
  • De esta lista, crea las categorías principales para tu blog y si ya tienes artículos, edítalos para asignarles una de las categorías. Intenta que las palabras principales aparezcan en el título, descripción y primer párrafo. Además, inclúyelas a lo largo del artículo en negrita o cursiva, teniendo cuidado de no abusar. Lo ideal es una palabra o frase clave cada 300/400 palabras para evitar penalizaciones.
  • Crea una nueva página en tu web dónde aparezcan las categorías principales de tu blog y enlacen a una subpágina dónde aparezcan los artículos de la categoría específica. Dicho así puede resultar complejo, te invito a visitar mi página blog para que veas de forma más visual a lo que me refiero.
  • Una vez tengas esto hecho, asocia un lead magnet específico (lo que regalamos a nuestros nuevos suscriptores a cambio de unirse a nuesta lista) a cada categoría, así te aseguras de segmentar desde el principio y enviar información realmente interesante y útil a cada segmento de suscriptores.

Por supuesto, esto no te garantiza aparecer en Google de un día para otro. Puedes tardar entre 2/3 meses en empezar a posicionarte. Google no solo premia la calidad, sino también el compromiso. Lo ideal es asumir un ritmo que seas capaz de mantener durante los próximos 12 meses, por ejemplo, para comenzar, con un nuevo artículo quincenal de mínimo 1000 palabras sería suficiente para empezar a ver los primeros resultados.

Así que... después de saber esto... ¿qué hacer ahora?

  • Escoge tus categorías basándote en intereses conscientes reales de tu audiencia.
  • Crea las páginas y subpáginas.
  • Asocia distintos lead magnets muy concretos.
  • Crea tu calendario editorial para seguir compartiendo contenido interesante sobre esos temas principales.
  • Mantén activos a tus suscrioptores hablando con ellos cada 7/15 días máximo.
  • Comparte tu contenido en tus redes sociales para seguir aumentando tu comunidad.
  • Apuesta por la calidad y los resultados estables a largo plazo, deja el contenido efímero y los resultados instantáneos para otros.

¿Qué me dices? ¿Te animas a impulsar tu visibilidad en Google demostrando tu autoridad y posicionándote a largo plazo?

Publicidad
Publicidad