PREVIOUS_POST
NEXT_POST

Por qué en los funerales se viste de negro

LAURA ALOCEN PORTILLO LAP Funerals
27 Mar 2019 BLOG_NUM_COMMENTS

blogs_image_post_detail

A pesar de que cada vez hay menos gente que mantenga la tradición de vestir de negro representando el luto, aún hay quienes visten de negro cuando han perdido a alguien, especialmente para el funeral de ese ser querido.

Es una costumbre muy antigua que, además, como comentamos, se ha ido perdiendo. No hace tantos años, en España, especialmente las viudas, aún se pasaban toda la vida vistiendo de negro hasta que fallecían o, al menos, varios años. Hoy en día esto ya es casi inconcebible. En cambio, lo que sí sucede es que mucha gente aún acude a los funerales de negro.

En la Antigüedad ya se utilizaba este color para expresar el duelo y por ello en los actos funerarios se vestía de negro. Se usaba y se usa este color como símbolo del luto y para señalar la tristeza y el miedo por la muerte de un amigo o familiar.

El motivo del miedo se debe a que en la Edad Primitiva se creía que cuando una persona fallecía su alma salía del cuerpo en busca de introducirse en el de otra persona. Por ello, los hombres y mujeres solían camuflarse pintando sus cuerpos de negros para impedir que el alma del difunto les poseyera.

Algo parecido pasaba en las tribus africanas que tenían creencias similares. La diferencia, eso sí, radica en el color, ya que ellos se camuflaban pintándose de blanco y tapando así su color negro de piel, igual que en la India, por ejemplo. En el país asiático, además, aún hoy el color de sus ropas de luto es el blanco.

Además, hay otros países en los que los colores con los que visten para mostrar su dolor por la pérdida de un ser querido son distintos al negro. Todos con un origen y un simbolismo particulares, igual que las flores funerarias.

En Irán, por ejemplo, el color del luto es el azul, simbolizando el cielo, la inmortalidad y la espiritualidad. En Egipto, en cambio, se usa el amarillo o el naranja, como un derivado del rojo que usaban antiguamente y representaba la sangre y la muerte. Los budistas, por ejemplo, también utilizan el amarillo, mientras que en Tailandia las viudas se visten de violeta para recordar a sus maridos.

Publicidad
Publicidad