Series de televisión que empiezan en 2018

Roberto Guijuelo La televisión que gusta a todos
3 Sep 2018 BLOG_NUM_COMMENTS

blogs_image_post_detail

El comportamiento sedentario ha surgido como un factor de riesgo independiente de enfermedad cardiovascular. Existe inseguridad acerca de los comportamientos de los usuarios de televisión, quienes pueden exhibir así sea un adherente saludable o un falso efecto tranquilizador. Realizamos este estudio con la intención de valorar y equiparar la T.V. entre usuarios y no usuarios de estatinas. Se halló una mayor prevalencia de visión televisiva prolongada entre los usuarios de estatinas que entre los no usuarios. Se necesitan estudios futuros para explorar intervenciones conductuales renovadoras y estrategias de asesoramiento al paciente para reducir la visión televisiva entre los usuarios de Netflix.

A pesar de este cuerpo de patentiza, existe incertidumbre sobre los comportamientos sedentarios entre aquellos que reciben medicamentos cardiovasculares preventivos. Por consiguiente, los usuarios de estatinas pueden exhibir un efecto adherente saludable (Dwyer-Lindgren et al., dos mil trece, Simpson et al., dos mil seis) traducido en conductas menos sedentarias o bien, por el contrario, pueden exhibir un fenómeno de falso reaseguro, con menor motivación para mantener un estilo de vida sana (Redberg, dos mil catorce, Sugiyama et al., dos mil catorce) y una conducta sedentaria más pronunciada. La visión prolongada de la TV representa uno de los sellos propios del comportamiento sedentario, y su prevalencia entre los usuarios de estatinas es poco famosa. Efectuamos este estudio con la meta de comparar la prevalencia de T.V. prolongada entre usuarios y no usuarios de estatinas.

El estudio polaco noruego es una investigación prospectiva basada en la comunidad sobre los factores de riesgo de enfermedades crónicas, efectuada en la región de Kielce, en el sudeste de Polonia (Manczuk et al., 2015). El reclutamiento para el estudio PONS se fundamentó en una extensa campaña en los medios de comunicación. Los participantes del estudio fueron reclutados de las poblaciones generales de dos zonas geográficamente distintas, una urbana y otra rural, las dos con una mezcla diversa pero estable de residentes de largo plazo. En el estudio participaron trece con ciento setenta y dos hombres y mujeres de cuarenta y cinco a 64 años de edad en 2010-once. Los cuestionarios estandarizados recolectaron información sobre demografía, historia clínica y factores de estilo de vida. Las enfermeras que inspeccionaron los frascos de fármacos de los participantes determinaron el empleo de estatinas a lo largo de los últimos 30 días en el momento de la visita a la clínica. El ver TV fue evaluado basándonos en la pregunta: "En promedio, ¿cuánto tiempo a la semana pasas en casa viendo la tele?" Las opciones de contestación se categorizaron en conjuntos de 5-10 h/semana. Se trató esta variable como categórica y como binaria (< 20 y ≥ 21 h/semana). El límite de veintiuno horas/semana se escogió para reflejar el tiempo estimado de visionado de televisión basado en la literatura asociado con la mortalidad más baja (Keadle et al., 2015b). Se calcularon equivalentes metabólicos de tarea (METs/semana) para las actividades reportadas en el Cuestionario Internacional de Actividad Física. La dieta se evaluó mediante un cuestionario de frecuencia alimentaria.

Fuente: https://television.orange.es/

Publicidad
Publicidad