PREVIOUS_POST
NEXT_POST

Esto es lo que un bróker hipotecario puede hacer por ti

Comparador HelpMyCash La portada financiera
24 Jan 2020 BLOG_NUM_COMMENTS

blogs_image_post_detail

Conseguir una hipoteca para adquirir una vivienda puede ser complicado, especialmente si nuestra situación económica no es muy boyante. Sin embargo, existe una manera de aumentar exponencialmente nuestras probabilidades de éxito: pedirla a través de un bróker inmobiliario o intermediario financiero. Estos profesionales, más conocidos en países anglosajones, han ganado cada vez más protagonismo dentro de nuestras fronteras, pero ¿cuáles son los servicios que ofrecen exactamente? Y, más importante aún, ¿cuánto nos pueden cobrar? Desde HelpMyCash.com respondemos a continuación las principales dudas sobre este tema.

Conseguirte una hipoteca aunque tengas poco ahorrado

La principal razón por la que los brókeres hipotecarios están ganando popularidad en España es que nos pueden conseguir financiación para comprar una vivienda aunque tengamos pocos ahorros. De hecho, muchos pueden negociar con los bancos para obtener hasta el 100% de lo que nos cueste la casa o el piso que queramos adquirir, algo que sería muy difícil de lograr por nuestra cuenta.

Recordemos que, en general, los bancos financian hasta el 80% del precio de la vivienda. En casos excepcionales (si el inmueble les pertenece o si podemos hipotecar otras propiedades adicionales, por ejemplo), pueden llegar a prestar hasta el 100%, pero en el resto es prácticamente imposible alcanzar ese porcentaje. Los intermediarios financieros, en cambio, lo pueden negociar con mayores probabilidades de éxito, dado su conocimiento del sector y sus contactos dentro de las entidades financieras. 

No hay que olvidar, sin embargo, que deberemos cumplir ciertos requisitos para que el bróker nos pueda conseguir la hipoteca: cobrar unos ingresos suficientes y estables para pagar las cuotas, no tener deudas (o tener muy pocas), etc. Además, estos profesionales suelen cobrar una comisión de entre el 2% y el 5% sobre el importe del crédito (a pagar en el momento de contratarlo), aunque hay unos pocos intermediarios que no cobran al cliente por sus servicios.

Conseguirte una hipoteca más barata

Pero los intermediarios no solo trabajan para clientes con un perfil algo delicado, pues también pueden conseguir hipotecas con condiciones atractivas a aquellos solicitantes que disfruten de una buena situación económica y financiera: con intereses bajos, sin comisiones de apertura ni de amortización anticipada, sin apenas vinculación, etc. 

En estos casos, no obstante, quizás no es tan interesante contratar los servicios de un bróker hipotecario. Y es que los bancos ofrecen actualmente unas hipotecas muy baratas, que incluso podemos mejorar si negociamos con ellos y contamos con un buen perfil. Además, al ir por nuestra cuenta nos ahorraremos la comisión que nos podría cobrar el intermediario por su trabajo. 

Obtenerte un préstamo para reunificar tus deudas

Para terminar, hay intermediarios financieros que se especializan en buscar soluciones para clientes que tienen una vivienda en propiedad que pueden hipotecar y necesitan el dinero para reunificar deudas o para otras finalidades (aceptar herencias, por ejemplo). Incluso hay algunos que pueden ofrecer créditos de este tipo aunque el solicitante no disponga de ingresos estables, aunque sus condiciones serán peores por el mayor riesgo de la operación y existe el riesgo de perder el inmueble en caso de impago. 

Para este fin, además, también es posible acudir a prestamistas privados especializados en la concesión de estos créditos con garantía hipotecaria. Un buen ejemplo es el de Suitaprest, una compañía que puede llegar a prestar hasta el 40% del valor de la vivienda a hipotecar, con un máximo de 300.000 euros, a devolver hasta en 20 años. El interés que aplican estas empresas, eso sí, es bastante más alto que el que ofrecen los bancos convencionales (suele superar el 10%).

Publicidad
Publicidad