PREVIOUS_POST
NEXT_POST

3 claves de la rentabilidad femenina

Silvia Leal Martin Ingenio y Pasión para comerse el mundo
13 Apr 2015 BLOG_NUM_COMMENTS

blogs_image_post_detail

La incorporación efectiva del talento femenino al mercado laboral traería consigo un crecimiento para Estados Unidos del (nada despreciable) 5%, cifra que ascendería hasta el 9% para el caso de Japón, el 12% en Emiratos Árabes Unidos, llegando a alcanzar el 34% en países como Egipto. Con cifras tan arrolladoras, es inevitable que surjan, antes o después, las preguntas: ¿Qué cambia con su presencia? ¿Por qué son tan rentables?


Las 10 mejores empresas para el desarrollo profesional de las mujeres


Clave #1

En primer lugar encontramos, por supuesto, el impacto que se produce sobre el factor humano. Todos hemos escuchado alguna vez que, en general, las mujeres son muy creativas, grandes comunicadoras y capaces de trabajar en equipo con mucha eficacia. Además, su incorporación hace que, bajo la existencia de equipos mixtos, aumente la capacidad para resolver problemas de una organización. Es más que difícil generalizar, todos lo sabemos, pero hay algo incuestionable y es el hecho de que hombres y mujeres somos distintos. Es una realidad fisiológica y saber gestionar con eficiencia esta diversidad puede ser algo diferencial y muy valioso.


Clave #2

En segundo lugar se encuentran los argumentos económicos: investigaciones recientes afirman que las mujeres tienen una gran habilidad para llevar a cabo inversiones, lo que en el medio y largo plazo repercute de forma positiva sobre el bolsillo del inversor y los accionistas. En la misma línea, diversos trabajos estadísticos han mostrado que las compañías que cuentan con mujeres en sus consejos de administración tienen mejores resultados que todas aquellas que dejan fuera su talento. El informe Closing the Gender Gap: Act Now de la OECD (2012) apuntaba al valor de una nueva visión en la toma de decisiones estratégicas. Estos trabajos que, como muchos habrán podido adelantar, no se han publicado exentos de polémica deben llevarnos al menos a reflexionar.


Clave #3

Sin embargo, hay una tercera razón de base que prima, en mi opinión, sobre todas ellas y que todo directivo o emprendedor debería siempre tener muy presente en su memoria. Según The World Factbook de la CIA (2013), en el mundo hay un porcentaje de hombres del 50,5%, frente a un 49,5% de mujeres. No obstante, son precisamente estas las que toman cerca del 80% de las decisiones de compra. En pocas palabras, el cliente es casi siempre una mujer. A pesar de ello, las decisiones empresariales siguen dejándolas en demasiadas ocasiones fuera. A simple vista no parece una decisión muy acertada.


Presencia mundial de mujeres en puestos directivos ¿Dónde crees que se da el porcentaje más alto?


Por todo ello, si forma usted parte del equipo que dirige una empresa, si es usted emprendedor, o bien si está pensando en embarcarse en una aventura empresarial, no lo olvide: el talento femenino es hoy uno de los recursos más valiosos y, a su vez, infrautilizados que hay en el mercado. Aprovéchelo. Si, por el contrario, es usted una de esas mujeres preparadas para comerse el mundo, pero no lo han tenido fácil, no tire la toalla. Es nuestra oportunidad y también nuestra responsabilidad.

Publicidad
Publicidad