Comunicar con Imagen

Lorena Pérez Pajares Escuchar Pensar Comunicar
7 Dec 2015 BLOG_NUM_COMMENTS

blogs_image_post_detail

Llevo muchos años poniendo en práctica la estética compositiva tanto en diseño, como en fotografía, y aunque menos tiempo enseñándola, he desarrollado tiempo atrás y gracias a los cursos que he impartido de fotografía, un conocimiento más profundo sobre el lenguaje visual, para entender cómo transmitir a través de la imagen, y usar éste lenguaje tan potente para nuestros objetivos.

La composición artística es una disciplina fundamental para todos aquellos que nos dedicamos a la imagen, y para los que tenemos un negocio, la imagen es un canal más de comunicación para captar la atención, para seducir y para transmitir nuestros valores. sorprendentemente en un momento en el que la fotografía y los medios visuales se han democratizado, y estamos más que nunca bombardeados por miles de imágenes la composición está pasando desapercibida. Es ahora cuando tenemos que entenderla mejor.

Estamos acostumbrados a catalogar todo, a poner numeritos y normas allá por donde vamos, pero bien es cierto que la composición no se cataloga en reglas, tal y como siempre vemos en blogs y foros. La composición artística, aplicada a todas las artes visuales es un modo de expresión, de organizar con sentido de la unidad y orden un conjunto para conseguir mayor efecto de atracción, belleza y emoción.

Los maestros del arte crearon sus obras, pictóricas, fotográficas, diseño, … ,  por un potente sentido de la selección, agrupando armónicamente todos los elementos y destacando ciertas líneas, formas o colores, no porque estuvieran en el asunto, sino porque era preciso para una mejor sensación de unidad de la obra. Tal y como aprendemos a leer o hablar de forma natural para poder expresarnos con sentido, el lenguaje visual exige que se conozcan y aprendan a organizar sus elementos para que el conjunto tenga un significado comprensible.

Muchas personas que por primera vez cogen una cámara se dedican esencialmente a entender su técnica, sin tener nada que contar o sin antes entender como hablar el lenguaje de la imagen, es el ejemplo más claro. Por supuesto que hay que saber cómo funciona un equipo si quieres hacer grandes fotografías, pero… cuántos fotógrafos hay que sienten estar estancados y buscan la respuesta en la técnica, cuando la respuesta está en la sintaxis visual.

 

 

Para entender la imagen es importante entender los elementos como sujeto de lenguaje, es decir, cada línea, luz, sombra y forma cobran importancia. Cuando un autor elige una distribución concreta de elementos y los combina en búsqueda de estética o un énfasis para crear sensaciones en el espectador.

 

El conocimiento de las reglas que establecen la homogeneidad no anula la espontaneidad ni la creación, por el contrario, las facilita acortando el largo camino del conocimiento, para conseguir explicar en milésimas de segundo una idea que contada con palabras tardaríamos mucho más en comprender.

 

La línea y las formas

 

La composición más elemental está supuesta por líneas simples, líneas que a su vez definen formas. Toda imagen contiene una estructura de líneas y masas, que sera fácil encontrar su esquema básico.

 

La línea sera un objeto, o bien un conjunto de objetos que componen una línea, que a su vez conducirá la mirada del que observa la imagen desde un extremo a otro de la misma. Un ejemplo claro es la obra del percursor de la pintura geométrica, Manuel Espinosa.

 

Si has llegado hasta aquí, gracias por leerme, ¡espero tus comentarios!   ^_^

 

Publicidad
Publicidad