PREVIOUS_POST
NEXT_POST

Mejora el rendimiento de tu empresa contratando más mujeres

Marta Alerm Empresas felices
7 Mar 2018 BLOG_NUM_COMMENTS

blogs_image_post_detail

Ya que estamos en la semana del Día de la mujer, el próximo 8 de marzo, qué mejor que hablar de los beneficios que se pueden conseguir con la igualdad en el sector empresarial.

Contratar a más mujeres en las empresas no sólo es bueno para conseguir una sociedad más igualitaria y justa sino que es bueno para obtener más beneficios.

Cada vez hay más estudios que confirman que incorporar más mujeres en las empresas es bueno para el negocio. Y aquí te expongo los aspectos más relevantes:

Si contratas a mujeres y el número de profesionales a contratar no está limitado por sexo, edad ni raza, consigues llegar al mejor talento disponible, hay más opciones y contratas a los mejores. Un estudio de Harvard y Princeton encontró que las audiciones a ciegas incrementaban el contrato de mujeres entre un 25 y un 46%.

Suelen destacar en inteligencia emocional en aspectos como la escucha, la empatía, el trabajo en equipo, la resolución de conflictos y el feedback. Suelen estar más orientadas a la persona y a sus necesidades, contribuyen a mejorar el clima laboral, crean equipos más compactos, mejoran la participación y optimizan la toma de decisiones. Esta cohesión favorece la creación de equipos y la participación ya que se sienten involucrados en los proyectos. Mejorará la comunicación y los feedbacks fomentan la solución de conflictos.

Las mujeres tienen la capacidad de “multitasking” y “multifocus”. Suelen tener la capacidad de realizar diversas tareas dentro de la organización con gran versatilidad. Posibilita que la organización se centre en formarlas en vez de contratar a nuevos empleados.

Además, contratar a mujeres asegura a la empresa que es lo suficiente representativa para su base de clientes y consigue un mejor conocimiento de las preferencias de consumo. Las mujeres suelen ser las encargadas de tomar el 80% de las decisiones de compra en las familias, así que si son las mujeres las que van a elegir o no éste producto, es vital que en una empresa haya suficientes mujeres para identificar los productos adecuados para el mercado ya que si sólo son hombres los que se encargan de elegir estos productos, es posible que se equivoquen.

Suelen tener muchos roles distintos en la vida: cuidar niños, cuidar a ancianos, ser las encargadas de organizar todas las labores de la casa, de los hijos, las finanzas, mejorar su propio progreso académico y laboral,… no solo no pierden sus habilidades, ni su conocimiento ni sus capacidades si deben realizar parones laborales por estos motivos sino que además, aumentan sus habilidades y vuelven más motivadas para volver a trabajar y con mayor compromiso.

Las empresas con más trabajadoras mejoran la productividad, se adaptan mejor a los cambios y tienen una fuerza laboral más estable. Se reducen los niveles de absentismo.

Se suelen conseguir resultados más rápidos, mayor pensamiento creativo y consecuentemente, un aumento de beneficios.

Los equipos de trabajo mixtos de hombres y mujeres producen entornos laborales más creativos, productivos e innovadores.Tener diferentes tipos de personas (y sexos) en el mismo equipo ayuda a los demás a ver los problemas desde distintos puntos de vista, son propensos a tratarlos con más delicadeza y son más innovadores y creativos. Ayuda a abrir la mente a nuevas experiencias.

En un estudio del Instituto Global McKinsey se afirma que, en Estados Unidos, la economía crecería hasta un 5% más si se contrataran más mujeres.

En ningún caso pretendo decir que las mujeres somos mejores que los hombres sino que lo bueno de ser distintos, hombres y mujeres es que unidos sumamos más y podemos enriquecernos en muchos aspectos unos a otros mucho más que sólo hombres o solo mujeres. La diversidad es la clave.

La coexistencia de hombres y mujeres en el mismo entorno hace que los equipos sean más creativos y haya un mejor ambiente de trabajo. La diversidad de pensamiento permite resolver mejor los problemas, y mejora la capacidad de entender los puntos de vista de más gente, tanto de la empresa como clientes.

 La diversidad es una cualidad clave para las organizaciones del futuro, así que fomentar entornos de trabajos mixtos es la clave.

¡Hasta pronto!

Marta

Publicidad
Publicidad