Post
anterior

Es mejor mantener empleados felices que contratarlos nuevos

Marta Alerm Empresas felices
13 Abr. 2018 2 comentarios

blogs_image_post_detail

Decir que una empresa debe tener empleados felices suena un poco bucólico y poco realista. Lo más probable es que cualquier empresario te diga: “Sí claro, les regalo un viaje a mis empleados y vendrán todos con una sonrisa y con ganas de trabajar cada lunes, ¿no?”. Claro, visto así, parece muy absurdo, pero tener empleados felices es más económico que contratar a nuevos empleados y te voy a contar por qué.

Para empezar, unos trabajadores felices estarán más motivados para trabajar en tu empresa, se sentirán apreciados e importantes y se implicaran más en la empresa. Y aquí empieza la cadena positiva:

- Si están motivados habrá menos absentismo laboral.

- Si están felices estarán menos estresados y más sanos, reduciendo las bajas laborales.

- Con menos absentismo y bajas reducirás gastos de reorganización, de contratar trabajadores temporales, de reorganizar y pagar horas extra a otros trabajadores, etc…

Además, unos trabajadores contentos con su empresa son la mejor publicidad. ¿De qué sirve gastarse millones en publicidad y marketing si todos tus trabajadores dicen a sus amigos y familiares que no valen nada los productos ni los servicios que ofrece tu empresa? Si los mismos empleados usan y recomiendan tu propia empresa, ¿qué mejor publicidad puedes tener? Y ya no te digo con lo fácil que es ahora twittear una foto en cualquier red social.

Si consigues tener trabajadores felices, serán más leales y no querrán marcharse de tu empresa. ¿Y qué significa esto? Que cuando estén entrenados y formados para su puesto de trabajo, no tendrán ninguna intención de irse a otra compañía:

- Reducirás gasto de recursos tanto de personal para sustituir y realizar el trabajo del que se ha ido, el de buscar nuevos trabajadores, como del tiempo para encontrar el substituto, formarlo y que se adapte.

- Si los buenos trabajadores se van porque no están bien en tu empresa, ¿Qué trabajadores te quedarán para contratar? Los mediocres y los desesperados.

Los trabajadores felices rinden más pero también son más creativos, más flexibles, colaborativos y más productivos. Seguro que también tendrán mejores ideas que pueden fomentar los beneficios y la rentabilidad de tu empresa. Así que ya tienes varios motivos que te permiten ahorrar dinero y generar beneficios en tu empresa con solo cuidar de tus trabajadores para que sean más felices.

¿Nos vemos en el siguiente post? 

Publicidad
Marta Alerm

Marta Alerm

Coach personal, Becoming

Cierto Marosa :)
Marosa Garcia-Planas Marcet
Totalmente de acuerdo!
Además la felicidad se contagia ;)
Publicidad