PREVIOUS_POST

Tres mujeres en el cine y tres retos

Carmen Vallejo Garcelán Ecosistema de la diversidad empresarial
23 Jan 2018 BLOG_NUM_COMMENTS

blogs_image_post_detail

En las últimas semanas he visto en el cine tres películas donde las mujeres tienen un gran protagonismo, y que corresponde a épocas años 50, 70 y la actualidad. Evidentemente las historias son diferentes pero reflejan a mujeres fuertes que de una forma u otra toman las riendas de su vida, empresa o circunstancias familiares. Comenzamos:

 La primera es La Librería, ambientada en  Inglaterra, a finales de 1959 es adaptación cinematográfica de la novela homónima de Penelope Fitzgerald. Florence Green (Emily Mortimer)es la viuda de un soldado que luchó durante la Segunda Guerra Mundial. Esta mujer decide instalarse en el condado de Suffolk de la campiña británica, pequeño y conservador. Allí decide cumplir su sueño: abrir la primera librería de la zona.

En la segunda, Katharine Graham  ( Meryl Streep) en la película “Los Papeles del Pentágono” narra los acontecimientos que tuvieron lugar en 1971, cuando dos de los principales periódicos estadounidenses decidieron abogar por la libertad de expresión. Katharine Grahan siempre puesta en duda en un mundo de hombres a pesar de ser la única que se juega todo lo que tiene.Ben Bradlee. Hace años escribí sobre la editora del The Washington Post, pues representa una mujer que tomó las riendas en un momento complicado mostrando su liderazgo.

 La tercera de las peliculas Tres anuncios a las Afueras, es la historia de Mildred (Frances McDormand), una mujer dispuesta a descubrir quién violó y asesinó a su hija adolescente ante la ineptitud de las autoridades locales. Esta mujer deja a un lado las emociones, que imagino que han sido fuertes y perduran, para emprender un camino difícil, donde se pone a prueba su perseverancia y el coraje que en su caso son imprescindibles.

Las tres películas me han gustado, de cada una de ellas me he llevado distintas reflexiones, pero un denominador común las mujeres podemos parecer débiles a los ojos de muchas personas, pero hago mis las palabras de una extraordinaria mujer Eleanor Roosevelt “Una mujer es como una bolsa de té – no se puede saber lo fuerte que es hasta que la pones en agua caliente”.

Gracias a todas las mujeres que con su ejemplo abren tantas puertas al resto de nosotras.

Publicidad
Publicidad