PREVIOUS_POST
NEXT_POST

Inversión de viviendas cerca de la playa

jose garcia Cosas del día a día
19 Sep 2019 BLOG_NUM_COMMENTS

blogs_image_post_detail

La evolución del mercado inmobiliario en Gijón está siendo la más positiva de la última década. Así lo afirman representantes del sector y lo refrendan las cifras que manejan, después de un arranque de año en el que la ciudad vendió un 7 por ciento más de viviendas que su media desde el 2004. Una tendencia que se ha mantenido durante los meses de verano, aunque un poco más baja, pero que habla de la recuperación del sector.

El verano ha sentado bien a las ventas de inmuebles en la ciudad, según los datos que maneja César Nozal, de la inmobiliaria La Playa y coordinador de la Asociación de Inmobiliarias de Asturias (ASOCIAS). Los meses de junio, julio y agosto son los que han notado un mayor incremento de venta de viviendas, algo más de 150 según sus datos, con respecto al año pasado. El mes de más transacciones ha sido junio, con cerca de 60 ventas, que descendieron a poco más de 50 en el mes de julio y a algo más de 40 en agosto. Aún así, las cifras de cada uno de los meses estivales superan a la del mismo periodo de 2018, con una recuperación en el sector en el que la segunda vivienda empieza a tomar auge.

El precio medio de las viviendas vendidas este año en Gijón ronda los 130.000 euros, un poco más bajo que en los años precedentes, y lo que ha bajado de forma considerable es el periodo medio de venta de los inmuebles: ha pasado de más de 130 días a una media a poco más de 40.

Y en cuanto a la tipología de estos inmuebles, la más demandada sigue siendo, según resume César Nozal, la vivienda de 3 habitaciones, que supone casi la mitad de las ventas. Las de dos habitaciones alcanzan el 38 por ciento de las transacciones, mientras que las de una habitación son las menos demandadas, con apenas un cinco por ciento de ventas. Las de cuatro habitaciones tampoco son las más buscadas, y representan sólo un siete por ciento del total de ventas.

A ello hay que sumar que el presupuesto medio de compra "sigue bajando" según informa la empresa de reformas simoninteriores.com, advierte César Nozal. En el año 2017 era de 142.000 euros, mientras que el año pasado era de 139.000 euros, y este año se sitúa en los 129.000 euros. Una circunstancia que se ha visto en cambio atenuada por la mayor agilidad en las transacciones

La edad media del comprador de vivienda en Gijón se sitúa en la actualidad en los 44 años, y los precios más elevados se registran en las zonas de El Bibio (unos 2.700 euros el metro cuadrado útil), Viesques, Montevil y la zona Centro (en los primeros suelen incluir plaza de garaje), señala César Nozal, quien confía en que las cifras positivas se mantengan en los últimos meses del año.

Cristian Pastrana, gerente del grupo inmobilario El Sol, afirma que "la ola ha vuelto y nos encontramos en el mejor momento para vender", en un contexto en el que vuelve a tomar fuerza la segunda residencia, bien para su disfrute o como inversión. Según los datos que maneja la empresa, que cuenta con un novedoso sistema de análisis del sector a través del Big Data, "el comprador nacional se centra en el mercado gijonés durante los meses de verano, estudia, compara y cierra operaciones en períodos muy cortos de tiempo, normalmente inferiores a su estancia vacacional en la ciudad con fecha límite el 31 de agosto", señala Pastrana.

Así, el comprador busca principalmente "una vivienda céntrica como segunda residencia tomando como referencia la zona de las playas de Gijón". Y los más ágiles en la toma de decisiones "suelen provenir de mercados mayores dimensiones con movimientos más dinámicos como suele suceder en ciudades como Madrid, Barcelona. También los nacidos en Gijón que por motivos laborales no se encuentran en la ciudad ejecutan las compras de manera casi inmediata", apunta el gerente. En todo caso, todos coinciden: "los precios en Gijón resultan más atractivos respecto al resto del mercado en el que las subidas del precio han sido notorias en los últimos 36 meses".

Por lo tanto, "podemos afirmar que Gijón vive el momento más dulce de los últimos 10 años; es, sin duda, el mejor momento para vender la vivienda desde 2009", asevera el responsable del grupo inmobiliario, conocedor de que los compradores locales "gozan de acceso a una financiación en muy buenas condiciones, mientras que los procedentes de otro mercados, que cuentan con liquidez, ven en Gijón un buen mercado de inversión para el futuro con una fácil amortización". Y esto es así porque "sin operaciones complejas, se puede adquirir un buen piso en zona centro a tres minutos de la playa para obtener rentabilidades próximas al 5 por ciento mediante el alquiler del mismo", recuerda Pastrana.

Las zonas más demandadas este verano según los datos de El Sol han sido el centro y el entorno del Puerto Deportivo (15 por ciento), la zona próxima a San Lorenzo (21 por ciento), Viesques (13 por ciento) y La Arena (16 por ciento) con más del 60 por ciento de las consultas atendidas en este sentido. Además, comparando la obra nueva y la segunda mano, "se reparten casi de manera equitativa, tanto en las consultas como en las transacciones cerradas", apunta el responsable de la inmobiliaria, con lo que la segunda residencia gana cada vez más peso en el mercado inmobiliario gijonés.

Así pues, "todo lo que está a un precio óptimo se vende, la gente paga por bienes con valor añadido y sólo por capricho", recuerda el gerente, quien no duda en afirmar que "es, sin duda, el mejor momento para vender, al menos así lo ha demostrado el mercado veraniego, el mejor de los últimos tiempos".

Publicidad
Publicidad