PREVIOUS_POST
NEXT_POST

Cómo trabajar fortalezas y debilidades para mejorar tu Autoestima

Neus Escoda M. "El Blog de Neus"
8 Jun 2015 BLOG_NUM_COMMENTS

blogs_image_post_detail

Las personas tenemos fortalezas (capacidades, habilidades) y debilidades que conforman nuestro carácter y dependiendo de la cantidad de unas y otras, tendremos más seguridad en nosotros mismos o menos, eso puede hacer que nos veamos diferentes a los demás (con más colores o menos, más dulces o menos, más grandes....o menos).

Cuando las debilidades superan las fortalezas, la autoestima se resiente y nos sentimos inferiores a los demás, nos preocupa el qué dirán o el cómo nos ven. Además, a nivel profesional, nuestro trabajo no es tan bueno como el del resto de compañeros (o eso es lo que pensamos nosotros...)

Te sugiero un ejercicio que te ayudará a mejorar ese concepto y con ello tú autoestima:

Nadie dijo que fuese fácil, pero con esfuerzo y ganas, la autoestima se puede mejorar

EJERCICIO:

Coge una hoja en blanco, y realiza dos listas: una con tus fortalezas (cosas que haces o dices bien) y otra con tus debilidades.

Seguro que si no estás muy segura/o de ti mismo, la de debilidades será mucho más larga que la otra y por el contrario si tu autoestima es saludable, será al revés. Esto es un buen indicador: si estás en el primer grupo, debes empezar a trabajar y potenciar tu seguridad ¡YA! pues seguramente te afectará negativamente tanto a nivel personal (al conocer gente, en una cita, al relacionarte) como profesional (presentaciones en público, entrevista trabajo, con los compañeros, con el jefe, etc.).

EJERCICIO:

Vuelve a leer tu lista de fortalezas, y busca en tu interior, seguro que hay más cosas que se te dan bien (no quiere decir que lo hagas perfecto, porque como tu bien sabes, "nadie es perfecto").

Busca en las distintas áreas de tu vida (salud, apariencia, relaciones, etc.) y haz una valoración realista y quiérete, no seas tan exigente contigo mismo, los demás tampoco lo hacen. Puede ser muy bueno que preguntes a las personas de tu entorno (familia, amigos y compañeros trabajo) eso te dará una idea más objetiva de qué es lo que ven los demás, y si ellos lo dicen será verdad... (como verás te he puesto algunas ideas)

  • Salud, aspecto, personalidad: buena salud, pelo precioso y abundante, soy muy simpática.
  • Riqueza, economía, trabajo: ¡Tengo trabajo!, gano lo suficiente para vivir y divertirme.
  • Relaciones: tengo pocos amigos pero muy buenos.
  • Familia: tengo una familia que me quiere mucho y me cuida.
  • Desarrollo personal y espiritual: leo muchos libros.
  • Diversión y ocio: salgo cada fin de semana a divertirme y desconectar.

Muy bien por todas las fortalezas que has descubierto, FELICIDADES!!

En cuanto a tus debilidades, considéralas como errores del pasado, un simple aprendizaje. La mayoría de ellas, se pueden mejorar, aprender o potenciar, minimiza la importancia de aquello que no puedas modificar y comprende lo insignificante que es comparado con todas tus fortalezas. La única pregunta importante que debes hacerte delante de ellas es: Realmente esta debilidad (no saber.... conducir, esquiar, hablar en público, cocinar, cantar. O tener un comportamiento..... gritón, ser negativa, criticona, triste, poco flexible, egoísta, etc.) ¿Puede hacer que si lo mejoro, sea más feliz, mejore mi vida personal o la profesional?

EJERCICIO:

Como trabajo adicional, puedes escribir alguna de tus debilidades que te son "imprescindibles" para tu nuevo yo, y debajo de ellas, piensa en varias acciones que puedes realizar para trabajarlas.

Por ejemplo: Si mi debilidad es tener miedo a coger el coche, aunque tengo el carnet. Lo que voy hacer es coger seguridad haciendo recorridos más o menos largos, acompañada por alguien de confianza "y positivo" (sería contraproducente salir con alguien que esté todo el rato diciendo lo mal que lo hago, lo lenta que voy y que así no aprenderé nunca....)

TE DESEO LO MEJOR Y QUE CONSIGAS LA AUTOESTIMA QUE TE MERECES!!!

Agradecemos todos tus comentarios.

Publicidad
Mari Luz Sáez

Mari Luz Sáez

Neuropsicóloga, Centro de día

¡Qué fuerte, Neus! No tengo ni idea de lo que hago bien.
Publicidad